¿Qué plantar en un huerto casero?

Es probable que usted sea de las personas que siente que por muy sano que intente comer, los alimentos que adquiere en los mercados están afectados por los químicos, o tal vez quiera probar la satisfacción de poder cultivar y cosechar de su propia mano. No hay que olvidar que los alimentos de calidad son muy costosos. Es por estas y otras razones que quizás se sienta motivado a hacer su propio huerto.

Sin embargo, ¿se siente limitado porque no es experto en la materia? ¿No sabe qué plantar en su huerto casero? ¿Se siente desanimado porque lo ha intentado y no ha tenido buenos resultados? No se preocupe, aquí encontrará guía práctica sobre qué cultivar en su propio huerto.

¿Dónde hará su huerto?

Cada quien es libre de elegir el lugar que más le guste pero, en este caso, debes asegurarte de que sea un espacio donde reciban luz solar. Otro cuidado es el de los pisos y paredes ya que al regar con constancia el huerto puede ocasionar humedad en los mismos. En este sentido, se recomienda dejar cierto espacio entre el suelo y el cajón, y esto, además, permite la ventilación.

 

¿Qué Hacer Antes de Plantar un Huerto Casero?

A la hora de decidir qué plantar en su huerto en casa es muy importante que tome en cuenta diversos factores, como por ejemplo, cuánto de espacio dispone, qué tipo de terreno tiene. Por ejemplo, si es en macetas, cajones u otro tipo de envases, debes colocar una bandeja para escurrir el agua del riego. Es muy importante que te asegures de que el espacio disponga de luz solar de 5 a 6 horas durante el día.

En el caso de que la tierra no sea buena, a veces resulta eficaz hacerle cierto tratamiento y preparación y así lograr que sea fértil. Antes de sembrar remueva la tierra con una escardilla. También agréguele abonos orgánicos que puedes preparar en casa con los desechos de vegetales, frutas y verduras, también puedes incluir la cáscara de huevo y borra de café, luego mezclas todos esos elementos con un poco de tierra y lo dejas por varios días para su descomposición. Después de ese tiempo, lo agrega a la tierra cada cierto tiempo.

¿Qué Plantar en un Huerto Casero?

Una vez listo dónde realizarás tu huerto debes determinar qué plantar, para ello pudieras pensar en cuáles son los frutos, vegetales y hortalizas que te gustaría tener a la mano, sea porque te fascinen, porque tengan una variedad exquisita de usos o porque resulte más económico cosecharlos en lugar de comprarlos.
Hay que tener en cuenta que cada planta tienen sus propias exigencias, es por ello que te sugerimos averiguar sobre lo que requiere cada planta que desees sembrar.

Al momento de colocar las semillas, cuando sea el caso, debe hacerlo en las distancias correctas y con la profundidad apropiada. Aquí le ofreceremos algunos detalles de las plantas más utilizadas en huertos caseros.

 

Te recomendamos leer esto: Trucos para conseguir Pimentón más grande

Hay algunos que se pueden sembrar en cualquier época del año sin ningún problema y se cosechan en poco tiempo, como por ejemplo el perejil, la acelga, la lechuga, la espinaca y la zanahoria. Todas ellas necesitan suficiente luz solar y abundante riego.

El tomate y el cebollín requieren de suficiente luz solar, con 6 horas diarias como mínimo, por ello hay que regarla con abundancia y constantemente en temporada de mucho calor, es importante que el suelo esté bien abonado, es por ello que debe hacerse frecuentemente.

Pimentón o pimiento hay quienes prefieren sembrarlos en macetas y luego trasplantarlo. No es exigente con el tipo de suelo pero debe estar bien abonado, necesita suficiente luz solar y en época de calor un poco más frecuente el riego.
Cebolla, requiere de suelos bien nutridos de materia orgánica y libres de arcilla y arena.

Papas o patatas no son tan exigentes con el tipo de suelo, pero debe estar bien alimentado con material orgánico. Si siembras la semilla tarda más, por eso es mejor sembrar el tubérculo, por ser más rápido y práctico.

Brócoli: Requiere de una tierra bien sustentada y abonada, puesto que para su crecimiento precisa de muchos minerales. Puede sembrarse en cualquier época del año. Y debe recibir suficiente sol.

El Ají también debe sembrarse en una tierra muy bien abonada, y debe recibir suficiente sol. Es una planta que requiere un riego abundante, quizás hasta 3 veces o más por semana. Hay que cuidarla de las plagas que tienden a enfermarla.

Las caraotas y frijoles: Debes sembrar la semilla donde reciba suficiente sol, debe ser regado constantemente pero con suficiente drenaje. Es recomendable no trasplantar la planta.

La menta, la albahaca y el orégano precisan de una tierra rica en materia orgánica y de un riego abundante pero poco frecuente y que tenga un buen drenaje.

Sembrar varios tipos de plantas juntas es una excelente iniciativa, debido a que pueden favorecer tu huerto casero, por la capacidad que tienen unas plantas de protegerse de forma mutua, repeliendo algunos insectos o plagas que hacen daño a la otra. Para realizar este interesante tipo de huertos es importante documentarse sobre qué plantas puede colocar juntas.

Una mezcla interesante y atractiva es la combinación de plantas aromáticas, como el romero, la hierba buena, la albahaca, la menta, con los vegetales, frutas y hortalizas, como por ejemplo, la menta con el tomate.

Puedes hacer estas combinaciones pero cuidando que las de más estatura no priven de luz solar a las demás

BENEFICIOS DE UN HUERTO CASERO

Tener un huerto casero beneficia de muchas maneras, siendo la principal nuestra salud, pues para empezar, afecta positivamente la parte psicológica. Tú puede sentirse muy satisfecho y aumentar su sentido de responsabilidad y logro. Por otro lado, esto puede significar un ahorro económico interesante.

Para tener éxito en su huerto casero es muy importante sentirse comprometido y darle mucho amor a sus plantas. Sobre todo tenga mucha paciencia, no te des por vencido y verás su fruto.

1 comentario

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *